Si, Acepto
Esta web utiliza cookies para obtener datos estadísticos de la navegación de sus usuarios. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. Leer más
4 de mayo

Ciertas vidas perras

Cañameras, Adrià
Ciertas vidas perras
Ciertas vidas perras

Ciertas vidas perras

Cañameras, Adrià
48,00€
Disponible

Mar, la novia de Adrià Cañameras, se fue a vivir a Madrid por motivos profesionales. Y Adrià comenzó a visitarla con frecuencia, a documentar sus estancias, y a obsesionarse paulatinamente con una ciudad que sigue conservando un aura incomparable a cualquier otra ciudad del mundo.De manera precisa y serena, con una madurez extrao...
[Leer mas...]

Editorial
ISBN13
ISBN10
Tipo
Páginas
Idioma
Encuadernación


Materias:

Mar, la novia de Adrià Cañameras, se fue a vivir a Madrid por motivos profesionales. Y Adrià comenzó a visitarla con frecuencia, a documentar sus estancias, y a obsesionarse paulatinamente con una ciudad que sigue conservando un aura incomparable a cualquier otra ciudad del mundo.


De manera precisa y serena, con una madurez extraordinaria para su edad, Adrià lo ha fotografiado todo durante más de dos años. En este libro dialogan constantemente el día y la noche, los individuos y las masas, la calle y los bares, las estatuas y los árboles, lo clásico y lo contemporáneo? Y muy especialmente, lo público y lo privado. Sin fronteras claras, ni líneas divisorias, de la misma manera en la que se funden y se confunden en la experiencia vital del autor.


El resultado es un recorrido precioso por la historia de amor de Mar y Adrià, salpicado de paseos, encuentros, visitas, descansos y noches sin fin, donde todo es posible y nada se escapa. Adrià ha coleccionado momentos, recuerdos, pinceladas, y les ha dado forma de libro para fijarlos para siempre, en un gesto generoso y pasional, entre inconsciente y preclaro.


Las imágenes se acompañan de breves textos de Jorge M. Fontana, en los que se describe la experiencia madrileña de Adrià a partir de anécdotas compartidas, relatos esquivos y descripciones a medias, generando un discurso narrativo que más que delimitar, amplia los márgenes de la interpretación de las imágenes.