Si, Acepto
Esta web utiliza cookies para obtener datos estadísticos de la navegación de sus usuarios. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. Leer más

El libro de los gatos habilidosos del viejo Possum

Eliot, T.S.
El libro de los gatos habilidosos del viejo Possum

El libro de los gatos habilidosos del viejo Possum

El libro de los gatos habilidosos del viejo Possum

Eliot, T.S.
12,00€
Consulte disponibilidad

Este libro fue publicado por vez primera en 1939. A esa edición se ha ceñido la traductora, aunque en una posterior hay pocas y mínimas variantes. Iba dirigido a un público infantil, pues Eliot fue escribiendo los poemas, en principio, para regalárselos a los hijos de los Faber, dueños de la editorial en la que él era director. Su temática ...
[Leer mas...]

Editorial
ISBN13
ISBN10
Tipo
Páginas
Colección
Año de Edición
Idioma
Encuadernación

Este libro fue publicado por vez primera en 1939. A esa edición se ha ceñido la traductora, aunque en una posterior hay pocas y mínimas variantes. Iba dirigido a un público infantil, pues Eliot fue escribiendo los poemas, en principio, para regalárselos a los hijos de los Faber, dueños de la editorial en la que él era director. Su temática principal son los gatos, descritos de una manera humorística, que imita tipos humanos o literarios. El mérito principal de esta obra -de ahí sus escasas traducciones al español- radica en su ritmo y en sus rimas, a veces internas. Este ritmo da la sensación de un "joyful dance", un baile jubiloso, influido por la poesía "nonsense" de Edward Lear y Lewis Carroll. Valéry Eliot dijo que su marido repetía estos versos antes de dormirse. La imagen de Eliot sufre una seria mutilación si no se tienen en cuenta estos poemas, en los que da rienda suelta, más que en ninguna otra parte de su obra, a su faceta humorística. La traductora, Regla Ortiz (Madrid, 1970), licenciada en Filología inglesa, que actualmente realiza los cursos de doctorado, ha conseguido traducir estos poemas con ritmo y, en la mayor parte de los casos, respetando las rimas, incluso internas, del original. Y ha conseguido también algo más difícil: trasladar al español, casi literalmente, el sentido del humor de los poemas eliotianos.