Si, Acepto
Esta web utiliza cookies para obtener datos estadísticos de la navegación de sus usuarios. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. Leer más
4 de mayo

25% Catalonia at Venice

25% Catalonia at Venice
25% Catalonia at Venice

25% Catalonia at Venice

25,00€
Consulte disponibilidad

Un proyecto para la Bienal de Venecia comisariado por Jordi Balló. Con Francesc Torres y Mercedes Álvarez Ocho personas en situación de paro, que cubren el espectro social más amplio posible, son fotografiadas por Francesc Torres durante un tiempo de convivencia de entre una y dos semanas. Durante este periodo,...
[Leer mas...]

Editorial
ISBN13
ISBN10
Tipo
Páginas
Año de Edición
Idioma
Encuadernación

Un proyecto para la Bienal de Venecia comisariado por Jordi Balló. Con Francesc Torres y Mercedes Álvarez

Ocho personas en situación de paro, que cubren el espectro social más amplio posible, son fotografiadas por Francesc Torres durante un tiempo de convivencia de entre una y dos semanas. Durante este periodo, el artista documenta su vida diaria: algunos reciclan entre las chatarras, otros se dedican a enviar currículums profesionales, otros no están haciendo nada, aparentemente, como si ya fuera un estado asumido de su vida, otros buscan un cambio de vida profesional, otros ayudan a los que todavía sufren más; todos sobreviviendo, solos o en familia. Además de la documentación visual de su día a día, cada uno de ellos es fotografiado en un retrato formal.

Después de esta primera muestra visual de su situación vital y económica, la cineasta Mercedes Álvarez filma las opiniones de cada uno de ellos sobre el arte que les gusta, y si juega algún papel, importante o no, en su vida. Se les pide que presten un objeto de contenido emocional que tengan en casa (una pintura, una figura, una reproducción, etc.). Finalmente visitan individualmente el Museu d'Art Contemporani de Barcelona (MACBA) y allí escogen una obra de la colección permanente entre todas aquellas que están en condiciones de viajar, explicando porqué les ha interesado. Esta incursión en el museo es filmada por la cineasta y pasa a formar parte (como las imágenes anteriores y los objetos personales) de la instalación final. Las piezas de la colección del MACBA seleccionadas son también prestadas para completar la presentación del proyecto en la Bienal de Venecia. Además, los ocho parados, como sujetos activos de la obra final, reciben una remuneración económica por su participación y dedicación.