Si, Acepto
Esta web utiliza cookies para obtener datos estadísticos de la navegación de sus usuarios. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. Leer más

Las esencias de flores de la Flower essence society de California

Al
Las esencias de flores de la Flower essence society de California

Las esencias de flores de la Flower essence society de California

Las esencias de flores de la Flower essence society de California

Al
25,00€
Disponible

El sistema floral FES, surgido en los prados de las bellas montañas de la Sierra Nevada californiana, allí donde las Montañas Rocosas se encuentran con las aguas del lago Tahoe entre bosques de sequoias y ericáceas, es luminos...
[Leer mas...]

Editorial
ISBN13
ISBN10
Tipo
Páginas
Año de Edición
Idioma
Encuadernación




El sistema floral FES, surgido en los prados de las bellas montañas de la Sierra Nevada californiana, allí donde las Montañas Rocosas se encuentran con las aguas del lago Tahoe entre bosques de sequoias y ericáceas, es luminoso, amplio y abierto, a la par que coherente a los numerosos conflictos de lo cotidiano y de lo eterno, a través del establecimiento de una fina dialéctica entre el alma del sujeto y la naturaleza viva como fuente última de sanación. Un sistema que aparece, a mediados de los años 70, en la California hija de la generación beat y de las enseñanzas de Krishnamurti, y caldo de cultivo de la New Age temprana, del movimiento hippie, y de la gran revolución en el mundo de la psicología y de la psicoterapia en el Instituto Esalem. Por ello es un sistema floral singular que consigue maridar el mundo de la ciencia y la investigación académicas con el ámbito de lo sensible y de lo natural, con un toque de la herencia antroposofista de Rudolf Steiner y del idealismo alemán de autores como Schiller y de dramaturgos y estudiosos de la botánica como el insigne Goethe.
Sus numerosas esencias, ricas en matices que surgen de la más fina observación de la naturaleza a través de formas, colores, estructuras, geometrías y otros aspectos sutiles de las manifestaciones del mundo de las plantas de flor, nos abren puertas para el trabajo sobre las dificultades de nuestro presente, de nuestro ?aquí y ahora?, siendo excelentes herramientas para hacer frente a los problemas con los que convivimos: las heridas del alma, el fortalecimiento de la personalidad, la separación, la soledad, la angustia de la búsqueda, la espiritualidad, la violencia, la sexualidad, la realidad del cuerpo físico, la aceleración histórica, la abrumación informativa, la marginación, el desarraigo y la desintegración cultural, los rápidos avances de la ciencia y la tecnología, y tantos otros aspectos de un mundo de creciente complejidad. Con su sutil energía nos ayudan en nuestro camino, comenzando con nuestros conflictos más profundos y esenciales, y con el conocimiento de nosotros mismos como vía necesaria para la estructuración de una personalidad fuerte, sana, e integrada en el mundo, que no descuida nuestra íntima y esencial conexión con la naturaleza.